Nunca te rindas, nunca, nunca, nunca, en nada,
sea grande o pequeño, valioso o insignificante
(Winston Churchill)
Las personas que estamos en Búsqueda Activa de Empleo (en adelante, B.A.E) sabemos que las oportunidades nunca llegan solas, tenemos que dedicar tiempo a localizar ofertas y hacerlo con agilidad y eficiencia (véase generalidades) utilizando el instrumental adecuado. A grandes rasgos solo contamos con dos fuentes relevantes a las que acudir para encontrar ofertas de empleo:

 

En esta entrada me voy a centrar en la búsqueda de empleo en internet, siguiendo lo expuesto con anterioridad.
Esta búsqueda no conviene tomársela a la ligera, para ello vamos a contar con las siguientes herramientas que nos la van a facilitar:
  • Portales de empleo.
  • Buscadores de empleo.
  • Metabuscadores de empleo.

 

Antes de definir cada uno de ellos sería interesante tener en cuenta algunas ideas a la hora de buscar empleo en portales (véase Guía del Empleo 2.0):
  • Ajusta el tiempo y la táctica que empleas en cada portal.
  • Muchos servicios no te serán útiles para encontrar empleo porque no tienen ofertas de empleo u oportunidades que se ajusten a tu perfil.
  • Buscar empleo en portales en los que nunca encuentras empleo puede ser una justificación.
  • La búsqueda de empleo en internet se sigue haciendo en portales o servicios especializados.
Portales de empleo.
Un portal de empleo es un sitio web que sirve de intermediario entre las personas que están buscando empleo y las empresas que están en proceso de selección de personal, ya que se publican distintas ofertas de empleo. Para poder inscribirnos en dichas ofertas debemos estar registrados y rellenar nuestro currículum en cada uno de ellos.
Algunos ejemplos de portales son:

 

Buscadores de empleo.
 
Un buscador de empleo es un motor de búsqueda especializado en buscar las distintas ofertas que se hayan publicado en los portales de empleo y nos dirigen a aquellas que nos interesen para que nos podamos inscribir en ellas. Su estructura es muy sencilla, no ofrecen tantos servicios como los portales pero ofrecen otras posibilidades muy interesantes:
  • Se accede a un número mayor de ofertas.
  • Nos permite recibir las alertas de novedades de manera inmediata a través de sistemas como el RSS.
  • Admiten la realización de búsquedas a través de las palabras clave que queramos.
  • Permite integrarlos en otras utilidades: blogs, messenger, etc.
  • No se suele exigir que el usuario se registre.

 

Algunos ejemplos de buscadores son:

 

Metabuscadores de empleo.
Los metabuscadores son una clase de buscador que carece de una base de datos propia, y en su lugar, usa las de otros buscadores y muestra una combinación de las mejores páginas que ha devuelto cada buscador. Rastrean entre todas las webs especializadas en busca de ofertas u oportunidades de empleo en respuesta a tu búsqueda, devolviéndonos los resultados en base a unos criterios que hemos marcado.
Algunos ejemplos de metabuscadores son:
En resumen, estas herramientas nos van a ayudar a realizar una B.A.E óptima y eficiente, teniendo en cuenta que las ofertas en la web 2.0 son escasas en comparación con las que nos podemos encontrar haciendo networking.