2.0, 3.0, e incluso en algunos casos se empieza a hablar de 4.0, sea el número que sea, nos hallamos inmersos en la sociedad de la información (y desinformación) en la que las TICs juegan un papel fundamental. Ahora bien, cabe plantearse las siguientes cuestiones: ¿tenemos acceso a toda la información habida y por haber; es una información veraz y contrastada; está asegurada nuestra privacidad; hasta que punto son necesarias o cuanto tienen de marketing las TICs ?

A día de hoy estamos en un mundo cada vez más globalizado (aunque a la vez sectorizado), internacionalizado y digitalizado, o sea en el llamado “mundo 2.0”, un mundo cada vez más dominado por pcs, tablets, smartphones, internet… un mundo que hay que recorrer siguiendo un camino, que sería el Camino 2.0, un camino en el que podemos interactuar con gente de todo el mundo a través de un dispositivo TIC y una conexión a internet, por lo que, en teoría, este camino debería ser un camino de rosas; pero como las rosas tienen espinas, este camino también presenta inconvenientes. Uno de los inconvenientes que están más a la orden del día y está provocando bastante recelo en un sector de la población internaútica, es el de la privacidad y tratamiento de nuestros datos, sobretodo en el manejo de las transacciones electrónicas, debido a los numerosos casos de robo de datos con fines delictivos.

Otro inconveniente de este camino nos afecta a nuestra Búsqueda Activa de Empleo, y es la puesta en entredicho del acceso a la información y su contraste y veracidad. Hoy día hay muchos portales de empleo, páginas de ETTs, páginas de anuncios… donde se cuelgan ofertas de empleo a diario, ¿son realmente todas las ofertas de empleo existentes? Ni por asomo, es más, la mayoría de ofertas de empleo no se publican por la fuerte, feroz y voraz competencia que hay en el mercado laboral, sobretodo en puestos de trabajo muy codiciados por las empresas. Por ello, para acceder a estas ofertas hay que tirar de networking (red de contactos), por lo que se antoja necesario crear una red de contactos amplia y de calidad. Eso sí, crear un red de contactos tiene el inconveniente de que, al tener que ir contactando con gente nueva, nos podemos encontrar reticencias en más de una persona o empresa a contactar con nosotros porque hoy día se recela cada vez más de nuestra privacidad. ¿Como se puede solucionar esto? Investigación pura y dura; conoce al contacto, afinidades e intereses en común, muestra una actitud proactiva; estudia bien al contacto antes de  contactar.

Ante todo lo aquí expuesto, lo mejor es actuar con sentido común y teniendo en cuenta el famoso dicho de en el término medio está la virtud; así recorrer el camino de rosas, como debería ser considerado el Camino 2.0, será menos espinoso.

A %d blogueros les gusta esto: